LESIONES EN DANZA PARTE II
 En Blog

traumatólogo-DF-abilita

En la primera parte de esta entrada hablamos sobre las principales lesiones que presentan los bailarines de danza clásica y algunos métodos que se emplean para tratarlas. Al sufrir una lesión es necesario acudir a consulta con un traumatólogo DF quien se encargará de hacer el diagnóstico preciso y establecer un tratamiento y programa de rehabilitación de la mano de un fisioterapeuta, para que el bailarín alcance una recuperación satisfactoria y mantenga las capacidades necesarias para continuar bailando.

Recordemos que las causas más comunes que originan las lesiones en los bailarines son la sobrecarga, traumatismos, una mala técnica, realizar sobreesfuerzos para cumplir con las exigencias del entrenamiento propios de la técnica sin considerar las limitaciones y capacidades individuales, la falta de fuerza muscular, la presencia de hiperextensiones y otros padecimientos que pueden predisponer al bailarín a sufrir lesiones, así como el tipo de calzado y la superficie en que se practica la danza, entre otros.

En esta ocasión daremos algunas recomendaciones para la prevención de lesiones y te recordamos la importancia de consultar a un traumatólogo DF si presentas molestias durante o después de tus entrenamientos en danza.

El primer punto a tener en cuenta para poder prevenir una lesión es el conocimiento de las propias capacidades y limitaciones, esto se logra a partir de una evaluación del aparato locomotor que ayudará a detectar si existe alguna característica que pudiera llegar a provocar problemas durante el entrenamiento para a partir de esto establecer un programa de entrenamiento adecuado en cada caso. Con esto, si existe algún problema físico se puede trabajar para mejorarlo con las precauciones necesarias para que no se generen lesiones. De la misma manera, con la conciencia de una falta de fuerza en algún músculo o grupos de músculos, de la presencia de hiperextensiones o de limitaciones en la rotación de caderas resulta mucho más sencillo trabajar para el fortalecimiento, control y corrección.

El segundo punto es el calentamiento. Es fundamental hacer un calentamiento adecuado antes de cada clase, ensayo y función. Es común que los bailarines sólo hagan estiramientos para calentar pero esto no es suficiente pues no preparan el cuerpo para el trabajo. Los ejercicios que componen un calentamiento deben ir encaminados a estimular la circulación sanguínea, a la lubricación de articulaciones y al aumento de la frecuencia cardiaca. Los ejercicios se hacen de manera gradual y progresiva y deben atender a todos las partes del cuerpo que participarán en la actividad.  El tipo de calentamiento y el tiempo que se le destine a este depende de las necesidades individuales de cada bailarín, del tipo de entrenamiento que recibirá y de las características de su cuerpo, pues algunos pueden requerir hasta una hora o más de calentamiento para poder alcanzar su completa flexibilidad. En cualquier caso toma tu tiempo necesario, evita realizar movimientos bruscos y trabaja con conciencia en tu respiración.

Ahora bien, como ya mencionamos hay muchas lesiones que se presentan por debilidad muscular, principalmente en los pies y en los músculos que forman el cuadriceps por lo que será necesario seguir un programa de fortalecimiento para desarrollar fuerza, resistencia y tono muscular de manera paralela al entrenamiento técnico de la danza. Para esto te recomendamos que acudas con un especialista, que bien puede ser un fisioterapeuta o un médico del deporte para que diseñe un programa de ejercicios personalizado para que logres fortalecer tu cuerpo de manera adecuada y sin poner en riesgo tu salud. Para tratar problemas en las dorsales y lumbares se recomienda el fortalecimiento de los músculos abdominales pues contribuyen a dar equilibrio a la columna y hacer ejercicios para la distribución simétrica del trabajo muscular.

Una manera de prevenir lesiones en rodillas y tobillos es no utilizar zapatillas demasiado pequeñas y no apretar de más las cintas con que se sujetan, además de no abusar del uso de resina y no trabajar en superficies inapropiadas pues las rodillas sufren lesiones por trabajar sobre suelos adherentes, principalmente durante los giros.

Una mala colocación, con el peso demasiado cargado hacia atrás, el forzar la rotación de los pies y otros errores asociados con la mala ejecución de la técnica se corrigen mediante el trabajo y es necesario prestar mucha atención para evitar este tipo de errores técnicos que pueden ocasionar diferentes lesiones que acorten la carrera del bailarín. En este punto se destaca la importancia de un trabajo progresivo a partir de las capacidades individuales, pues muchos de estos errores se presentan por un sobreesfuerzo para alcanzar las formas que exige la técnica de danza clásica.

Como parte de las medidas de prevención de lesiones, después de una clase, ensayo o función es importante hacer estiramientos, para prevenir contracturas, la tensión muscular y disminuir el ácido láctico. Descansar, hidratarse bien y una alimentación balanceada son puntos fundamentales para la prevención de lesiones pues permiten la recuperación y regeneración de tejido que te ayude a evitar lesiones por fatiga.

En el centro de rehabilitación física integral y especialidades médicas Abilita contamos con un un equipo de especialistas calificados para el tratamiento y rehabilitación de lesiones. Estamos ubicados en la zona Roma-Condesa de la Ciudad de México y ofrecemos atención de primera categoría a precios altamente competitivos. En Abilita contamos con el servicio de traumatólogo DF para atender lesiones por traumatismos o sobrecarga y de mano de nuestros fisioterapeutas diseñará un programa de tratamiento, rehabilitación y prevención de lesiones individualizado para obtener resultados eficaces en cada sesión.

Posts recientes

Escribe tu palabra y pulsa enter para buscar