¿Qué es un esguince de tobillo? ¿Qué es un esguince de tobillo? – Abilita
 En Blog

Las lesiones en el tobillo son algo normal, muchas personas sufren de torcedura en esa área lo que les causa inflamación y dolor intenso. Esto puede ocurrir por una torcedura o por desgarres de ligamentos; por desgracia algunas lesiones en esta zona resultan ser graves. Por fortuna, están los especialistas en ortopedia que se encargan en dar diagnóstico y tratamiento a estas dolencias.

En Abilita contamos con un grupo de profesionales que pueden atender sus distintas lesiones en el tobillo o alguna otra zona del cuerpo. Contamos con ortopedia y traumatología artroscopia y cirugía articular de rodilla, medicina de rehabilitación y terapia física; también con cirugía plástica.

¿Qué ocasiona un esguince de tobillo?

Los esguinces en el tobillo se presentan cuando existe un movimiento repentino y rápido estando el pie totalmente apoyado en el suelo produciéndose un movimiento contrario entre el tobillo y el pie, lo que provoca que los ligamentos se terminen rompiendo debido a un estiramiento. Es común que ocurra cuando alguien practica fútbol o está corriendo.

La gravedad de esta lesión variará pudiendo ser leve o más intensa, esto dependerá del daño que se han hecho los ligamentos. Cuando se ha producido una lesión leve se notará una inflamación en el tobillo, estará sensible; sin embargo, seguirá estando estable y podrá caminar, aunque con cierto dolor y molestia. Cuando esto ocurra no dude y vaya a fisioterapia, ahí encontrará profesionales que harán que su recuperación sea rápida y que el malestar no dure más tiempo del que debería.

Por otro lado, existe la posibilidad de haberse producido un esguince grave, además, de la obvia inflamación, el tobillo presentará hematomas, alta sensibilidad en la zona y dolor intenso al intentar caminar. Cuando se trate de una lesión más intensa la persona no podrá andar y presentará una gran inestabilidad al intentar ponerse de pie y el dolor será profundo.

Cualquiera que sea el tipo de esguince que se presente el dolor será al instante y la inflamación del área se producirá casi de inmediato y dependiendo de la gravedad se podrán ver hematomas. Todo esto hará que tocar o manipular el tobillo sea complicado pues estará sensible y doloroso. Cuando se trate de una lesión más profunda es posible que a realizarse el trauma se pueda escuchar cómo se rompen los ligamentos.

Puede identificar la severidad del esguince por el grado de inflamación y dolor que se tenga, así como sí es posible apoyar el pie o caminar. Otro especialista que puede hacerse cargo de este tipo de trauma es el profesional de la ortopedia, capacitado para dar diagnóstico y tratamiento. Esto puede incluir radiografías para estar seguros de que ningún hueso esté roto.

¿Cómo puede tratarse un esguince de tobillo?

De primera instancia lo que deben hacer es colocar hielo para que la inflamación baje, esto es recomendable hacerse dentro del primer día y hasta el tercer día inmediato a la lesión. Debe colocarse la compresa de hielo cada una a dos horas y deben permanecer con ella por lo menos 10 minutos y un máximo de 20. Asegúrense de que el hielo alcance cada rincón del área y muévalo alrededor del tobillo si es necesario.

También pueden colocar una comprensión elástica, esto es un auxiliar excelente para la disminución de la inflamación, se recomienda que se coloque entre los primeros dos días después del esguince. Por supuesto, si la lesión fue grave necesitará utilizar algún aparato de ortopedia para mantener inmóvil la zona.

También deben elevar el tobillo por lo menos alrededor de dos a tres horas a lo largo del día, si además de inflamación tienen hematomas esto ayudará a que se reduzcan debido a que al levantarlo la circulación se favorecerá. Si tienen molestias pueden tomar analgésicos para minimizar el dolor y también la inflamación.

Por supuesto, también deben acudir a terapia física y rehabilitación, ya que esto les permitirá poder recuperarse de manera óptima, rápida y segura. Consideren que es necesario que esta lesión sane de forma correcta, de lo contrario puede producirse un dolor crónico debido a que la articulación se convirtió en un área inestable.

Eviten movilizar el tobillo e involucrarlo en actividades deportivas o de alto impacto hasta que este 100% seguro de que puede apoyarlo sin dolor. De principio, al reanudar sus actividades físicas pueden ser recomendable hacerlo con un aparato ortopédico que les de protección. Si después de tomar rehabilitación y llevar un tratamiento adecuado su tobillo no presenta mejora o sigue con molestias debido a que el trauma en el ligamento fue severo, el doctor hará la evaluación correspondiente para determinar si la cirugía es una opción viable para que puedan volver a tener una buena movilidad.

No necesitan esperar mucho tiempo para comenzar rehabilitación, de hecho, entre más pronto mejor. Por supuesto, si no pueden apoyar en demasía el pie es posible que usen muletas, mientras tanto y, de acuerdo con el dolor que sientan, el terapeuta puede ponerles una serie de ejercicios respetando el rango de movimiento que tienen en ese momento.

Además de movimientos con el tobillo, también pueden realizar estiramientos y ejercicios para conseguir fuerza en la zona. De igual manera la movilización para entrenar el equilibrio y acelerar así la curación también ayuda a la prevención de lesiones futuras.

Situaciones que causan el esguince en el tobillo

Esta lesión puede ocurrir debido a distintos tipos de situaciones que pueden ser golpes, actividad física o accidentes:

  • Debido a la actividad deportiva puede provocarse movimientos rápidos estando el pie completamente plantado en el piso y al mismo tiempo el tobillo realiza un giro, esto puede provocar una simple torcedura y también un esguince.
  • El utilizar zapatos que no sean apropiados para el tipo de pie o resulten incomodos para realizar cierta actividad puede terminar provocando un trauma en el tobillo.
  • Al momento de realizar cualquier actividad física deben haber hecho calentamiento, de lo contrario ponen en riesgo su cuerpo, ya que al estar los músculos y ligamentos tensos por comenzar ejercicios de golpe están más propensos a un esguince.
  • Tener fatiga muscular es también un factor de riesgo ya que al estar sobre ejercitado las articulaciones están en tensión provocando más riesgo de lesión.

Ahora ya saben, si sufre un esguince de tobillo lo primero que deben hacer es ir con especialista en ortopedia para que les dé un diagnóstico y tratamiento; además, de mandarlos a terapia y rehabilitación adecuada. En Abilita, clínica de rehabilitación, tenemos los mejores profesionales para atender sus lesiones y traumas. Puede escribirnos un correo electrónico a recepcionabilita@gmail.com y preguntarnos sus dudas. También pueden hablarnos y agendar una cita al (55) 4623 8329.

Posts recientes

Escribe tu palabra y pulsa enter para buscar

whats