¿Dolor de espalda? ¿Dolor de espalda? – Abilita
 En Blog

En Abilita ofrecemos servicios especializados en fisioterapia y sabemos uno de los padecimientos más frecuentes por los deciden acudir a nuestro centro es el dolor de espalda. El dolor de espalda es un problema muy común que afecta a aproximadamente el 85% de personas adultas en algún momento. Para la mayoría de las personas, el dolor se resuelve en unas pocas semanas sin la intervención de un profesional de la salud, sin embargo, en muchas ocasiones se quiere atención y terapia.

No es raro tener dolor de espalda recurrente, que surge y desaparece con frecuencia. Si ustedes o un ser querido han experimentado la naturaleza cíclica de esta afección debilitante, saben que es mejor buscar tratamiento temprano. Los pacientes deben encontrar un plan de tratamiento que no sólo sirva como una forma de alivio del dolor, sino que aborde la causa raíz y elimine la recurrencia en el futuro.

Causas comunes de dolor de espalda

  • Tensión muscular que a menudo es causada por daño a los músculos de la parte baja de la espalda, incluido el estiramiento o desgarro de los músculos. Esto generalmente es causado por levantar objetos pesados, girar, torcerse o lesiones relacionadas con el deporte.
  • Enfermedad de disco que ocurre cuando los discos en la columna comienzan a degenerarse o debilitarse, causando dolor, debilidad y entumecimiento en la columna. La enfermedad del disco puede ser causada por la genética, la obesidad o una lesión menor que causa una hernia de disco.
  • La osteoartritis es la forma más común de artritis y puede ser causada por la genética, la obesidad y / o las lesiones y el uso excesivo. La osteoartritis de la columna también puede ser causada por un disco roto.
  • La compresión nerviosa es el resultado de un disco que comprime un nervio espinal o que el canal del nervio espinal se estrecha (estenosis). Esto a su vez puede causar dolor en la columna vertebral, así como dolor y entumecimiento que irradian a las piernas.
  • Estenosis que ocurre cuando los espacios abiertos en la columna inferior comienzan a estrecharse. Esto hace que se ejerza presión sobre los nervios, lo que puede causar dolor en las piernas y dificultar el caminar.

Sin un tratamiento adecuado, estas condiciones podrían ser debilitantes. Si no han visto a su médico de atención primaria para tratar su dolor de espalda, no se preocupen: estas condiciones a menudo no requieren evaluación y tratamiento urgentes, pero no está de más agendar una cita con un ortopedista.

¿A quién debería ver para el dolor de espalda?

Dependiendo de su condición, se elaborará un plan de tratamiento para abordar sus síntomas. Típicamente, los pacientes son vistos primero por un especialista no operatorio, y son referidos a un cirujano de columna sólo si la cirugía parece ser necesaria. Afortunadamente, la mayoría de las personas con dolor de columna no necesitan cirugía y se recuperan con un tratamiento no quirúrgico.

Muchos programas de tratamiento de la columna vertebral incluyen médicos especialistas en tratamientos no quirúrgicos, como fisioterapia que puede indicarse como tratamiento y como rehabilitación tras un procedimiento quirúrgico. El fisioterapeuta también les indicará las pautas para reducir las probabilidades de que el dolor de espalda vuelva a aparecer.

Consejos para ayudar con el dolor de espalda

En el mundo digital de hoy, las personas pasan más de diez horas al día frente a una pantalla. A menudo estamos cambiando entre un televisor, computadora, teléfono inteligente o tableta en nuestro tiempo personal y en nuestra vida profesional. Sentarse en un escritorio todo el día puede provocar dolor o molestias en el cuello o la espalda.

Las recomendaciones de un especialista en terapia física y rehabilitación incluyen higiene postural y ergonomía, que además pueden aliviar el dolor de cuello, como las siguientes;

Moverse

Moverse es una parte clave para proteger su columna vertebral durante todo el día. Salgan a caminar durante un descanso y almuerzo, no se sienta tentado a almorzar en su escritorio. Hay muchos gadgets nuevos disponibles para la compra que pueden ayudar a mejorar la postura o recordarles que deben moverse. Dichos productos fomentan una postura saludable y suenan después de un período prolongado de uso del celular o la tableta. Todavía no hay datos publicados sobre esto y no se comercializa como un dispositivo médico, pero sin duda son un gran apoyo.

La alarma en su teléfono o computadora también puede servir como una gran herramienta durante su día ocupado. Intenten levantarse y moverse cada media hora en el trabajo. Ya sea que simplemente se paren y se estiren o necesiten una recarga de agua, pequeños descansos durante el día pueden aliviar el dolor de cuello y espalda.

Configuración de la pantalla

Si la pantalla de su computadora está demasiado alta o baja, esto podría contribuir a la fatiga del hombro o el cuello al final de un largo día. La parte superior de la pantalla debe establecerse a la altura de los ojos; de esta manera no tienen que mirar constantemente hacia arriba o hacia abajo

Silla ergonómica:

Consideren usar una silla con respaldo que soporte la curva de la parte inferior de su espalda . Siéntense en la silla y coloquen los muslos horizontalmente sobre las rodillas al nivel de la cadera. Descansen sus pies cómodamente en el piso o en un reposapiés.

Postura y técnicas de teclado

Ajusten su teclado a una altura donde sus codos estén doblados aproximadamente 90 grados y sus hombros no se caigan.

Gafas de computadora

Si usan lentes progresivos en sus gafas, se necesita una ligera inclinación de la cabeza para que estas gafas funcionen. Esta acción de inclinación puede ser la causa de su cuello fatigado. Consideren pedirle a su oculista lentes que se puedan usar mientras está en su escritorio.

Ejercicios en el trabajo para aliviar el dolor de cuello o espalda.

Algunos estiramientos altamente efectivos no requieren estar de pie o moverse por el espacio de su oficina. Estos movimientos simples pueden ayudar a aliviar el dolor de cuello y espalda, todo desde la comodidad de su propio cubículo. Su fiosterapeuta les puede dar indicaciones más específicas según su actividad y características del dolor.

Señalar con el dedo

Estiren la mano izquierda frente a ustedes mientras dirigen el dedo hacia el piso con la palma hacia afuera. Usen su mano derecha para aumentar el estiramiento, bajando los dedos hacia el cuerpo. Repitan en el otro lado.

Estiramiento de espalda

Abracen su cuerpo al colocar la mano derecha sobre el hombro izquierdo y la mano izquierda sobre el hombro derecho. Inhalen y exhalen liberando el área entre los omóplatos.

Retracción del cuello

Siéntense en una posición neutral, sosteniendo la cabeza en una posición normal de descanso.

Luego, deslicen lentamente la cabeza hacia atrás, mientras meten la barbilla hacia adentro hasta que hayan jalado la cabeza y la barbilla lo más atrás posible. Mantengan la cabeza nivelada y no inclinen ni asientan con la cabeza. Mantengan durante tres a cinco segundos, luego suelten. Repitan 10 veces.

Les recordamos que en Abilita ofrecemos servicios integrales para la atención de enfermedades y lesiones que afectan el estado de los componentes del sistema musculoesquelético. Si requieren atención de fisioterapia, ortopedia o traumatología, los invitamos a ponerse en contacto con nosotros para solicitar información detallada o agendar una cita en nuestro centro de rehabilitación física a los teléfonos (55) 4623 8329 o (55) 3705 6245 con gusto los atenderemos.

Posts recientes

Escribe tu palabra y pulsa enter para buscar

whats