Importancia del ultrasonido terapéutico en la traumatología Importancia del ultrasonido terapéutico en la traumatología – Abilita
 En Blog

Si alguna vez han oído hablar del aparato de ultrasonido, es muy probable que lo relacionen con el ramo médico de la obstetricia. Sí, esta tecnología tiene una aplicabilidad fundamental en el seguimiento y control de las gestantes, ya que arroja imágenes fetales en el vientre materno. No obstante, las ondas ultrasónicas han demostrado ampliamente que sirven para mucho más que simplemente determinar qué tan bien se está desarrollando un embarazo. De hecho, el campo médico de traumatología ha podido emplear con éxito los aparatos de ultrasonido con fines terapéuticos en pacientes que experimentan dolores crónicos.

Esto no es una novedad, desde luego, puesto que el ultrasonido terapéutico ha sido parte esencial de la práctica clínica desde mediados de la década de 1950 y su uso en centros de rehabilitación sigue vigente, continúa avanzando y brindando oportunidades de recuperación a muchos mexicanos. Así que, en fisioterapia, el ultrasonido cumple con el propósito de tratar lesiones musculares, inflamación de tendones, edemas e incluso cicatrices. No transmite frío ni calor y el contacto con el transductor no genera ningún tipo de molestia, por lo que el proceso es muy seguro y eficaz. Lo que ocurre es que el aparato emite ondas mecánicas de mayor frecuencia que las del sonido, a través de un medio físico como puede ser un gel, lo que facilita la propagación de la energía en el área a tratar.

En nuestro centro de rehabilitación, la tecnología de ultrasonido se utiliza para atender a pacientes con patologías traumatológicas diversas, como inflamaciones musculares y edemas, mediante la emisión de ondas de sonido a 17,000 ciclos por segundo, aplicando el transductor directamente en la zona afectada. Tengan en cuenta que el rango normal de percepción del sonido humano es de 16 Hz, pero en el caso del ultrasonido terapéutico, la frecuencia y longitud de onda, entendiendo por ello que es la distancia que alcanza la onda de sonido en un tejido promedio, con una frecuencia de 1 MHz, alcanzará 1.5 mm de profundidad, mientras que la frecuencia de 3 MHz llegará a penetrar a 0.5 mm.

¿Cuáles son las características claves del ultrasonido?

El haz del ultrasonido que se usa para terapias de rehabilitación física no es uniforme y su naturaleza cambia de acuerdo con la distancia a la que se coloque el cabezal. El haz más cercano al transductor se conoce como campo cercano o campo de interferencia y su comportamiento presenta ciertas áreas de interferencia, debido a que la energía de las ondas de sonido que emite el aparato puede ser superior a la colocada en la máquina, al menos 12 a 15 veces mayor. Trascendiendo este límite se encuentra la zona de Fraunhofer, donde el haz del ultrasonido es más uniforme y los puntos de calor no son relevantes.

En la aplicación del ultrasonido para atender a pacientes del área de traumatología, un importante indicador de calidad de los transductores es el valor atribuido a la relación de no uniformidad del haz, puesto que refiere la interferencia del campo cercado, describiendo por medio de un indicador numérico la relación existente entre los picos de intensidad. Así que, para la amplia mayoría de los aplicadores, la Beam Nonuniformity Ratio (BNR) va de 4 a 6, lo que significa que la intensidad será entre 4 y 6 veces superior a la media.

Capacidad de transmisión del ultrasonido terapéutico

En general, todos los tejidos presentan una resistencia aparente al paso de las ondas de sonido, factor que se determina por su densidad y elasticidad. Si se desea que la transmisión de energía del aparato de ultrasonido, en un contexto de terapia física y rehabilitación, sea máxima, la impedancia de ambos medios debe ser lo más similar que se pueda. Desde luego, en el caso del ultrasonido terapéutico, cuya energía pasa de la máquina a distintos tejidos inflamados o con edemas, la igualdad de la resistencia aparente es difícil de lograr.

¿Cómo funciona?

El tratamiento de traumatología con ultrasonido consiste en promover la liberación de calor con dirección a los tejidos de tendones, músculos y articulaciones que necesitan atención antiinflamatoria, disminuyendo con ello las molestias y los signos visibles de patologías como la artritis y la artrosis, por ejemplo. La particularidad de esta alternativa terapéutica es que no es dolorosa, no tiene ningún efecto secundario y se realiza de forma no invasiva, por medio de un transductor que genera corrientes de frecuencias alternadas.

Las ondas de sonido son liberadas a través de un cabezal conectado a un aparato, penetrando el tejido del área afectada de acuerdo con el medio en el que se utilice, es decir, si se emplea gel o loción. También intervienen otras variables, como la calidad del transductor, la superficie de tratamiento y el tipo de lesión que será atendido, razón por la que es fundamental que acudan a una consulta de valoración con nuestros profesionales. Por lo general, los huesos y la zona de conexión de los tendones constan de baja capacidad de absorción, en cuyo caso es más aconsejable optar por otras vías terapéuticas.

¿Cuáles son sus beneficios?

La popularidad de la terapia con ultrasonido para tratar la sintomatología de diversas patologías traumatológicas corresponde a su probada efectividad y a la capacidad de operar en áreas afectadas sin que los pacientes desarrollen condiciones adversas por la aplicación de ondas de sonido.

Entre las ventajas más destacadas de este tratamiento podemos mencionar su poder para incrementar y estimular el metabolismo local, lo cual acelera las funciones celulares y la regeneración de los tejidos; fomenta la cicatrización de lesiones, aumenta la flexibilidad de los tejidos ricos en colágeno, como las articulaciones; disminuye la rigidez resultante de ciertas patologías óseas, favorece la vasodilatación para atender problemas de circulación y celulitis, además de tener un efecto antiálgico y espasmolítico.

Abilita, medicina de rehabilitación a su alcance

Si necesitan atención por parte de especialistas en traumatología, en Abilita somos una clínica de rehabilitación física comprometida con nuestros pacientes y nos destacamos por innovar constantemente para brindarles un servicio de calidad. Agenden su cita ahora a través de nuestros canales digitales, llamando al teléfono (55) 4623 8329 o escribiendo a la dirección de correo electrónico recepcionabilita@gmail.com.

Posts recientes

Escribe tu palabra y pulsa enter para buscar

whats